infoplc net seguridad maquinas

of 236/236
LA REGLAMENTACIÓN COMUNITARIA SOBRE MÁQUINAS Comentarios sobre la Directiva 98/37/EC

Post on 27-Jun-2015

124 views

Category:

Documents

1 download

Embed Size (px)

TRANSCRIPT

LA REGLAMENTACIN COMUNITARIA SOBRE MQUINAS

Comentarios sobre la Directiva 98/37/EC

NDICE DE MATERIAS INTRODUCCIN CONSIDERANDOS CAMPO DE APLICACIN, COMERCIALIZACIN Y LIBRE CIRCULACIN Artculo 1 Artculo 2 Artculo 3 Artculo 4 Artculo 5 Artculo 6 Artculo 7 PROCEDIMIENTO DE CERTIFICACIN Artculo 8 Artculo 9 MARCA " CE " Artculo 10 DISPOSICIONES FINALES Artculo 11 Artculo 12 Artculo 13 Artculo 2 (Dir. 93/44) Artculo 2 (Dir. 91/368) Artculo 14 ANEXO I REQUISITOS ESENCIALES DE SEGURIDAD Y DE SALUD RELATIVOS AL DISEO Y A LA CONSTRUCCIN DE LAS MQUINAS Y DE LOS COMPONENTES DE SEGURIDAD OBSERVACIONES PRELIMINARES Primera observacin preliminar Segunda observacin preliminar Tercera observacin preliminar REQUISITOS ESENCIALES DE SEGURIDAD Y DE SALUD 1.1 Generalidades 1.1.1 Definiciones 1.1.2 Principios de integracin de la seguridad 1.1.3 Materiales y productos 1.1.4 Alumbrado 1.1.5 Diseo de la mquina para su manipulacin 1.2 Mandos 1.2.1 Seguridad y fiabilidad de los sistemas de mando 1 2 52 52 108 124 127 164 189 194 206 206 246 249 249 257 257 259 261 263 270 272

274 276 276 278 286 288 288 288 292 320 326 331 334 334

2

1.3

1.4

1.5

1.6

1.7

1.2.2 rganos de accionamiento 1.2.3 Puesta en marcha 1.2.4 Dispositivo de parada 1.2.5 Selector de modo de marcha 1.2.6 Fallo en la alimentacin de energa 1.2.7 Fallo del circuito de mando 1.2.8 Programas Medidas de proteccin contra riesgos mecnicos 1.3.1 Estabilidad 1.3.2 Riesgo de rotura en servicio 1.3.3 Riesgos debidos a cadas y proyecciones de objetos 1.3.4 Riesgos debidos a superficies, aristas, ngulos 1.3.5 Riesgos debidos a las mquinas combinadas 1.3.6 Riesgos debidos a las variaciones de velocidad de las herramientas 1.3.7 Prevencin de los riesgos relacionados con los elementos mviles 1.3.8 Eleccin de la proteccin contra los riesgos relacionados con elementos mviles Caractersticas que debern reunir los resguardos y los dispositivos de proteccin 1.4.1 Requisitos generales 1.4.2 Requisitos especficos para los resguardos 1.4.2.1 Resguardos fijos 1.4.2.2 Resguardos mviles 1.4.2.3 Resguardos regulables que restrinjan el acceso 1.4.3 Requisitos especficos para los dispositivos de proteccin Medidas de proteccin contra otros riesgos 1.5.1 Riesgos debidos a la energa elctrica 1.5.2 Riesgos debidos a la electricidad esttica 1.5.3 Riesgos debidos a las energas distintas de la elctrica 1.5.4 Riesgos debidos a errores de montaje 1.5.5 Riesgos debidos a las temperaturas extremas 1.5.6 Riesgos de incendio 1.5.7 Riesgos de explosin 1.5.8 Riesgos debidos al ruido 1.5.9 Riesgos debidos a las vibraciones 1.5.10 Riesgos debidos a las radiaciones 1.5.11 Riesgos debidos a las radiaciones exteriores 1.5.12Riesgos debidos a los equipos lser 1.5.13 Riesgos debidos a las emisiones de polvo, gases, etc. 1.5.14 Riesgo de quedar atrapado en una mquina 1.5.15 Riesgos de cada Mantenimiento 1.6.1 Conservacin de la mquina 1.6.2 Medios de acceso al puesto de trabajo o a los puntos de intervencin 1.6.3 Separacin de las fuentes de energa 1.6.4 Intervencin del operador 1.6.5 Limpieza de las partes interiores Indicaciones 1.7.0 Dispositivos de informacin 1.7.1 Dispositivos de advertencia 1.7.2 Seales de advertencia de los riesgos persistentes 1.7.3 Marcado 1.7.4 Manual de instrucciones

338 360 364 379 383 394 401 405 405 407 421 425 427 429 431 438 441 442 447 447 449 456 458 460 460 470 473 475 477 479 481 491 494 496 499 501 503 506 508 510 510 512 514 517 519 521 521 523 525 527 539

2

REQUISITOS ESENCIALES DE SEGURIDAD Y DE SALUD PARA ALGUNAS CATEGORAS DE MQUINAS 2.1 Mquinas agroalimentarias

573 573

3

2.2 Mquinas porttiles que se lleven y/o guen manualmente 2.3 Mquinas para trabajar la madera y materias asimiladas 3 REQUISITOS ESENCIALES DE SEGURIDAD Y DE SALUD PARA PALIAR LOS RIESGOS ESPECIALES DEBIDOS A LA MOVILIDAD DE LAS MQUINAS 3.1 Generalidades 3.1.1 Definicin 3.1.2 Alumbrado 3.1.3 Diseo de la mquina con vistas a su manipulacin 3.2 Puesto de trabajo 3.2.1 Puesto de conduccin 3.2.2 Asientos 3.2.3 Otros puestos 3.3 Mandos 3.3.1 Instrumentos de mando 3.3.2 Puesta en marcha/desplazamiento 3.3.3 Detencin del desplazamiento 3.3.4 Desplazamiento de mquinas con conductor a pie 3.3.5 Fallo del circuito de mando 3.4 Medidas de proteccin contra los riesgos mecnicos 3.4.1 Riesgos debidos a movimientos no intencionados 3.4.2 Riesgos de rotura durante el funcin 3.4.3 Riesgos provocados por el vuelco de la mquina 3.4.4 Riesgos debidos a cadas de objetos 3.4.5 Riesgos debidos a cadas desde los medios de acceso 3.4.6 Riesgos debidos a los dispositivos de remolque 3.4.7 Riesgos debidos a la transmisin de potencia entre la mquina automotriz (o el tractor) y la mquina receptora 3.4.8 Riesgos debidos a los elementos mviles de transmisin 3.5. Medidas de proteccin contra otros riesgos 3.5.1 Riesgos debidos a la batera de acumuladores 3.5.2 Riesgo de incendio 3.5.3 Riesgos debidos a las emisiones de polvo, gases, etc. 3.6. Indicaciones 3.6.1 Sealizacin - advertencia 3.6.2 Marcado 3.6.3 Manual de instrucciones 4 REQUISITOS ESENCIALES DE SEGURIDAD Y DE SALUD PARA PALIAR LOS RIESGOS ESPECIALES DERIVADOS DE UNA OPERACIN DE ELEVACIN 4.1 Generalidades 4.1.1 Definiciones 4.1.2 Medidas de proteccin contra los riesgos mecnicos 4.1.2.1 Riesgos debidos a la falta de estabilidad 4.1.2.2 Guas y pistas de rodadura 4.1.2.3 Resistencia mecnica 4.1.2.4 Poleas, tambores, cadenas y cables 4.1.2.5 Accesorios de eslingado 4.1.2.6 Control de movimientos 4.1.2.7 Riesgos debidos a la manipulacin de cargas 4.1.2.8 Riesgos debidos al rayo 4.2 Requisitos especficos para los aparatos de accionamiento no manual 4.2.1 Mandos

577 579

581 583 583 585 587 589 589 592 595 597 597 599 602 606 609 611 611 614 616 618 620 622 624 627 629 629 631 633 635 635 637 638

640 641 641 644 644 646 648 651 653 655 657 660 662 662

4

4.2.1.1 Puestos de conduccin 4.2.1.2 Asiento 4.2.1.3 rganos de mando de los movimientos 4.2.1.4 Control de las solicitaciones 4.2.2 Instalacin guiada por cables 4.2.3 Riesgos para las personas expuestas. Medios de acceso a los puestos de trabajo o a los puestos de intervencin 4.2.4 Aptitud para el uso 4.3 Marcado 4.3.1 Cadenas y cables 4.3.2 Accesorios de elevacin 4.3.3 Mquinas 4.4 Instrucciones 4.4.1 Accesorios de elevacin 4.4.2 Mquinas 5 REQUISITOS ESENCIALES DE SEGURIDAD Y DE SALUD PARA LAS MQUINAS DESTINADAS A TRABAJOS SUBTERRNEOS 5.1. 5.2. 5.3 5.4 5.5 5.6 5.7 6 Riesgos debidos a la falta de estabilidad Circulacin Alumbrado Instrumentos de mando Detencin del desplazamiento Riesgo de incendio Riesgos debidos a emisiones de polvo, gas, etc.

662 664 666 668 672 674 676 679 679 683 686 688 688 690

692 694 696 698 700 702 704 706

REQUISITOS ESENCIALES DE SEGURIDAD Y DE SALUD PARA EVITAR LOS RIESGOS ESPECFICOS DEBIDOS A LA ELEVACIN O AL DESPLAZAMIENTO DE PERSONAS 6.1 Generalidades 6.1.1 Definicin 6.1.2 Resistencia mecnica 6.1.3 Control de las solicitaciones para los aparatos movidos por una energa distinta de la fuerza humana 6.2. rganos de accionamiento 6.3. Riesgo de cada de las personas fuera del habitculo 6.4 Riesgos de cada o de vuelco del habitculo 6.5 Indicaciones

708 710 710 712 714 716 722 728 732

ANEXO II A. Contenido de la declaracin CE de conformidad para las mquinas Modelo de declaracin CE de conformidad de una mquina no sujeta a examen CE de tipo Modelo de declaracin CE de conformidad de una mquina sujeta a examen CE de tipo Contenido de la declaracin del fabricante o del representante establecido en la Comunidad (apartado 2 del artculo 4) Modelo de declaracin de incorporacin de un subconjunto Contenido de la declaracin CE de conformidad para los componentes de seguridad comercializados por separado Modelo de declaracin CE de conformidad de un componente de seguridad no sujeto 734 737 767

B.

775 776

C.

782

5

a examen CE de tipo Modelo de declaracin CE de conformidad de un componente de seguridad sujeto a examen CE de tipo ANEXO III MARCA CE ANEXO IV TIPOS DE MQUINAS Y DE COMPONENTES DE SEGURIDAD PARA LOS QUE DEBER APLICARSE EL PROCEDIMIENTO CONTEMPLADO EN LAS LETRAS b) Y c) DEL APARTADO 2 DEL ARTCULO 8 ANEXO V DECLARACIN CE DE CONFORMIDAD ANEXO VI EXAMEN CE DE TIPO ANEXO VII CRITERIOS MNIMOS QUE LOS ESTADOS MIEMBROS DEBERN TENER EN CUENTA PARA LA NOTIFICACIN DE LOS ORGANISMOS

783 785

788

794

811

820

832

6

LA SITUACIN JURDICA DE LA MQUINA DE OCASIN Y REACONDICIONADA

1.

INTRODUCCIN 1.1 Concepto de mquinas mantenidas en servicio 1.1.1 Concepto de mquina de ocasin 1.1.2 Concepto de mquina reacondicionada 1.1.3 Concepto de mquina reconstruida o renovada

2.

SE PUEDE APLICAR LAS NORMATIVAS TCNICAS EUROPEAS A UNA MQUINA DE OCASIN O REACONDICIONADA CUL ES LA LEGISLACIN APLICABLE A LAS MQUINAS DE OCASIN RENOVADAS? 3.1. Una aplicacin muy limitada de las directivas de nuevo enfoque a las mquinas de ocasin 3.1.1 Las mquinas de ocasin procedentes de terceros pases 3.1.2 Las mquinas reconstruidas o renovadas son asimilables a mquinas nuevas ecolgicas! 3.2. El problema del mantenimiento en conformidad de las mquinas

3.

4.

LA DIRECTIVA SOBRE SEGURIDAD GENERAL DE LOS PRODUCTOS. RGIMEN DE DERECHO COMN DE LAS MQUINAS DE OCASIN VENDIDAS A LOS CONSUMIDORES APLICACIN DE LAS NORMATIVAS NACIONALES DE OCASIN EN AUSENCIA DE TODA NORMATIVA, CUL ES EL NIVEL DE SEGURIDAD QUE SE PUEDE RAZONABLEMENTE ESPERAR DE UNA MQUINA DE OCASIN O REACONDIONADA? 6.1 Distincin entre ocasin ordinaria y renovacin 6.2 Cul seran los usos comerciales en materia de seguridad?

5. 6.

7.

EL PROBLEMA DE LAS PRESTACIONES DE SERVICIO EFECTUADAS SOBRE MQUINAS EN SERVICIO 7.1 Distincin entre comercializacin y prestaciones de servicio 7.2 Caso particular de la intervencin del fabricante 7.3 El problema de las prestaciones de servicio internacional

7

1. INTRODUCCIN

En 1993, la Comisin public una primera versin del documento titulado La reglamentacin comunitaria sobre mquinas - Comentarios sobre las Directivas 89/392/CEE y 91/368/CEE1. El presente documento es una nueva versin que recoge el fruto de la aplicacin practica de la Directiva y la experiencia adquirida. El documento reproduce el texto de la Directiva modificada (con las modificaciones sucesivas incorporadas en el lugar ms lgico) acompaado por comentarios. Desde la redaccin de este texto la Directiva ha sido sometida a una codificacin bajo el titulo "Directiva 98/37/CE2 del Parlamento europeo y del Consejo del 22 de junio de 1998 relativa a la aproximacin de legislaciones de los estados miembros sobre maquinas"; Esta Directiva no modifica el texto que sustituye. El articulo 14 de esta nueva Directiva indica que las referencias a los textos derogados se consideran como si se hubiesen hecho a la Directiva codificada, no se ha hecho ninguna modificacin de las referencias eventuales contenidas en el texto. Estos comentarios han sido realizados por funcionarios, entre ellos el Sr. Van Gheluwe, ingeniero de carrera, que han participado en el conjunto de los trabajos (trabajos preparatorios, trabajos en el Consejo, trabajos en comisiones parlamentarias y en sesin plenaria del Parlamento Europeo y en el Comit Econmico y Social), estando destinados a los usuarios de la Directiva y redactados pensando en las preguntas que pueden hacerse los fabricantes, sus representantes o los usuarios de las mquinas. El proyecto de este documento ha sido sometido a las diferentes partes concernidas, incluidos los expertos representantes de los Estados miembros en el Comit creado por la Directiva. Sus consideraciones han sido, en la medida de lo posible, integradas en el texto. Sealamos al lector que este documento tiene el nico objetivo de facilitar la aplicacin de la Directiva "Maquinas" y que solo el texto de la Directiva es jurdicamente vinculante. El presente documento no constituye una interpretacin legalmente vinculante de la Directiva pero si un documento de referencia, destinado a permitir una aplicacin uniforme por todas las partes implicadas. En paralelo a estos comentarios sobre la Directiva "Maquinas", la Comisin public, en lengua inglesa, un documento que recoge los principales aspectos relevantes para la aplicacin de la Directiva; se trata del documento "Machinery: Useful facts in relation to Directive 98/37/EC" que puede ser facilitado por los servicios de la Comisin (fax: 32 2 296 62 73) incluyendo: las preguntas y respuestas aprobadas por el Grupo de Trabajo creado por la Directiva, la lista de organismos notificados en el mbito de esta Directiva, la lista de normas armonizadas publicadas en el Diario Oficial de las Comunidades europeas y de otras normas y proyectos de normas en relacin con la Directiva, las fichas "Recommendation for use" aprobadas por la coordinacin de organismos notificados y sometidas al Grupo de Trabajo creado por la Directiva para aprobacin, direcciones de inters.

1

2

Directiva n 89/392/CEE de 14 junio de 1989 (DOCE n L183 de 29 de junio de 1989 p.9); modificada por las Directivas 91/368/CEE (DOCE n L198 de 22 de julio de 1991 p. 16); 93/44/CEE (DOCE n L175 de 19 de julio de 1993 p. 12) y 93/68/CEE (DOCE n L220 de 30 de agosto de 1993 p. 1). Directiva n98/37/CE de 22 junio de 1998 (DOCE n L207 de 23 Julio de 1998, p.1)

8

LOS CONSIDERANDOS 2. Los considerandos3 no tienen valor jurdico propio y no aparecen necesariamente en los textos que constituyen su transposicin al derecho interno. No obstante, en caso de conflicto, los tribunales pueden tenerlos en cuenta en la medida en que reflejan la intencin del Consejo al redactar determinados artculos. As pues, se recomienda leerlos y tenerlos presentes a la hora de leer la Directiva en s, pues permiten eliminar algunas ambigedades aparentes y precisar el sentido de algunas palabras que la Directiva emplea con un sentido restrictivo o inhabitual. El orden en que estn dispuestos no tiene ninguna importancia especial puesto que va ligado simplemente al orden de los artculos de la Directiva y no refleja ningn orden de prioridad. 3. Considerando n 1 Considerando que corresponde a los Estados miembros garantizar en su territorio la seguridad y la salud de las personas y, en su caso, de los animales domsticos y de los bienes y, en particular, la seguridad y la salud de los trabajadores, especialmente ante los riesgos derivados de la utilizacin de mquinas; 4. La proteccin de la seguridad de las personas es una obligacin y una prerrogativa fundamental de los Estados miembros. El artculo 36 del Tratado4, que permite una excepcin al principio de la libre circulacin, lo confirma. Este artculo del Tratado constitutivo de la Comunidad Europea establece en efecto que las restricciones a la libre circulacin de mercancas entre los Estados miembros son aceptables si se justifican por razones de orden pblico tales como la salud de las personas. No obstante, estas prohibiciones y restricciones no deben constituir ni un medio de discriminacin arbitraria ni una restriccin disfrazada al comercio entre los Estados miembros. La Directiva impide a los Estados miembros continuar recurriendo al artculo 36 por lo que respecta a los riesgos cubiertos por la Directiva. En efecto, la Directiva fija los "requisitos esenciales de seguridad" cuya inobservancia justificara una restriccin comercial de manera que el Tratado adquiere plena efectividad en el mbito de la maquinaria. Los Estados miembros no pueden acogerse al artculo 36 para prohibir una mquina en los mbitos regulados por la Directiva, sino solamente ampararse en el incumplimiento o en el cumplimiento inadecuado de algn requisito. Evidentemente, los Estados miembros pueden pedir a la Comisin que proponga la modificacin de los puntos de la Directiva cuyo cambio estimen adecuado, pero hasta tanto dicha modificacin no sea aprobada, los Estados miembros no pueden obstaculizar la libre circulacin de las mquinas conformes a la Directiva. 5. Considerando n 2 Considerando que los sistemas legislativos en materia de prevencin de los accidentes son muy distintos en cada Estado miembro; que las disposiciones imperativas en la materia, frecuentemente completadas por especificaciones tcnicas obligatorias de hecho y/o por normas voluntarias, no conducen necesariamente a distintos niveles de seguridad y salud, aunque, debido a sus disparidades, constituyen trabas comerciales dentro de la Comunidad; que, adems, los sistemas nacionales de acreditacin de conformidad y de certificacin de las mquinas divergen considerablemente entre s;3 4

Los considerandos estn numerados para facilitar su lectura. Tratado constitutivo de la Comunidad Econmica Europea de 25 de marzo de 1957 modificado por el Acta nica Europea de 17 y 18 de febrero de 1986 (DOCE n L 169 de 29 de junio de 1987), por el Tratado de la Unin Europea de 7 de febrero de 1992 (DOCE n C 191 de 29 de julio de 1992) y por el Tratado de adhesin de Austria, Finlandia y Suecia firmado en Corf el 24 de junio de 1994 (DOCE n C 241 de 29 de agosto de 1994, p.9), en su versin modificada por la Decisin del Consejo de 1 de enero de 1995.

9

6. Este considerando afirma que, si bien los niveles de seguridad en los Estados miembros pueden ser similares, los medios para alcanzarlos son muy diferentes. De ello se deduce que la armonizacin de los medios eliminar los obstculos derivados de las normativas de seguridad y facilitar la libre circulacin de la maquinaria. 7. Considerando n 3 Considerando que el mantenimiento o la mejora del nivel de seguridad alcanzado en los Estados miembros constituye uno de los objetivos esenciales de la presente Directiva y de la seguridad tal y como queda definida por los requisitos esenciales; 8. Vase el considerando n4. 9.Considerando n 4 Considerando que las disposiciones nacionales de seguridad y de salud existentes que garantizan la proteccin contra los riesgos provocados por las mquinas han de aproximarse para garantizar la libre circulacin de las mquinas sin que bajen los niveles de proteccin existentes y justificados en los Estados miembros; que las disposiciones de diseo y fabricacin establecidas por la presente Directiva vendrn acompaadas, en el empeo por lograr un ambiente de trabajo ms seguro, por disposiciones especficas sobre prevencin de ciertos riesgos que puedan afectar a los operarios durante su trabajo, as como por disposiciones basadas en la organizacin de la seguridad de los trabajadores en el lugar de trabajo;

10. Estos dos considerandos recuerdan que el nivel de seguridad alcanzado por cualquier Estado miembro no puede disminuir y que, por tanto, la Directiva va a armonizar las medidas de seguridad hacia arriba. Estos considerandos niegan de antemano toda legitimidad a cualquier obstculo tcnico nacional relacionado con alguno de los requisitos esenciales de la Directiva que persistiera tras la entrada en vigor de sta. Los Estados miembros tienen la obligacin de incorporar a su normativa los requisitos esenciales de la Directiva sin ninguna adicin ni sustraccin. El objetivo de un nivel elevado de seguridad que justifica este principio se halla inscrito en el apartado 3 del artculo 100A del Tratado. Por ltimo, al final del considerando n 4 se anuncia que se elaborarn directivas sobre la utilizacin de las mquinas para proteger la seguridad de los trabajadores completando las medidas adoptadas en el diseo de las mquinas. La ms importante de stas es la Directiva 89/655/CEE5 modificada sobre la utilizacin de los equipos de trabajo. Es importante no confundir esta Directiva con las normas de utilizacin de los equipos de trabajo que pertenecen al mbito de la legislacin social (artculo 118 A del Tratado) y que, al contrario de las normas de diseo de las mquinas, constituyen prescripciones mnimas que los Estados miembros son libres de modificar para hacerlas ms estrictas. No obstante, esas normas no deben obstaculizar la libre circulacin de maquinaria con arreglo a la Directiva sobre mquinas. 11. Considerando n 55

Directiva 89/655/CEE de 30 de noviembre de 1989 (DOCE n L 393 de 30.12.89, p. 13). Esta Directiva fue modificada por la Directiva 95/63/CE (DOCE n L 335 de 30.12.95, p. 28).

10

Considerando que el sector de las mquinas es una parte importante del sector de la mecnica y uno de los ncleos industriales de la economa de la Comunidad;

12. Este considerando reconoce la importancia econmica del sector ya que un trastorno demasiado radical del mismo podra tener efectos socioeconmicos nefastos. La Comisin Europea ha publicado una importante comunicacin sobre la funcin econmica de primer plano que desempea el sector de la fabricacin de maquinaria en la economa europea. 13. Considerando n 6 Considerando que el Libro Blanco sobre la plena realizacin del mercado interior, aprobado por el Consejo Europeo en junio de 1985, dispone en los apartados 65 y 68 que se recurra al nuevo enfoque en materia de aproximacin de las legislaciones; 14. La Directiva sobre mquinas se inscribe en el objetivo de la realizacin del mercado interior iniciada en 1985. El nuevo enfoque consiste en que las directivas determinen los requisitos esenciales de seguridad y salubridad de aplicacin obligatoria y se remitan a las normas armonizadas, de aplicacin voluntaria, en cuanto a los medios para ello. El sistema seguido anteriormente consista en la redaccin de directivas que fijaban en detalle los requisitos tcnicos esenciales aplicables a los productos. 15. Considerando n 7 Considerando que el coste social debido al importante nmero de accidentes provocados directamente por la utilizacin de mquinas puede reducirse integrando la seguridad en las fases de diseo y fabricacin de las mquinas y con una instalacin y un mantenimiento correctos; 16. Este considerando subraya la importancia de la integracin de la seguridad desde la fase de diseo de la mquina. Ello significa que el requisito de seguridad de la Directiva no se satisface recurriendo a los "arreglos" o a las "chapuzas" para mejorar una mquina de diseo antiguo. La exigencia de que la seguridad se integre en la fase de diseo de la mquina distingue a la reglamentacin sobre las mquinas nuevas de la reglamentacin sobre las mquinas en servicio y reacondicionadas (Directiva 89/655/CEE, modificada) para las que son perfectamente admisibles las soluciones de seguridad "aadidas". 17. Considerando n 8 Considerando que el campo de aplicacin de la Directiva ha de fundamentarse en una definicin general del trmino mquina para posibilitar la evolucin tcnica de la fabricacin; que el desarrollo de las instalaciones complejas y los riesgos que engendran son de naturaleza equivalente, lo cual justifica su inclusin expresa en la Directiva; 18. El concepto de "mquina" en la Directiva es una nocin genrica que abarca una gran diversidad de equipos cuyos riesgos principales son de naturaleza mecnica. En los comentarios sobre el artculo 1 veremos cules son los lmites del mbito que abarcan estas mquinas. 19. Considerando n 9

11

Considerando que est previsto elaborar a partir de ahora directivas especficas con disposiciones de diseo y fabricacin dirigidas a determinados tipos de mquinas; que el amplio campo de aplicacin de la Directiva ha de limitarse en relacin con estas directivas y con las directivas ya existentes, si stas fijan disposiciones de diseo y fabricacin; 20. Este considerando menciona la necesidad de establecer directivas especficas que se refieran a mquinas concretas. Hasta ahora, la Directiva sobre mquinas ha sido modificada para integrar los riesgos de movilidad (principalmente en relacin con los materiales de obras pblicas) y los riesgos derivados de la elevacin de cargas y de personas. Los ascensores6 y los materiales de transporte de personas por cable (telefricos y similares) estn reglamentados por directivas especficas. 21. Considerando n 10 Considerando que procede regular el caso de los componentes de seguridad que se pongan en el mercado por separado y para los cuales el fabricante o su representante establecido en la Comunidad declaren la funcin de seguridad a que se destinan; 22. La integracin de los componentes de seguridad en la Directiva sobre mquinas result necesaria debido a la importancia de los trabajos de acondicionamiento para cumplir los criterios de conformidad de las mquinas en servicio impuestos por la Directiva social 89/655/CEE. Es importante que las empresas que deseen modificar materiales antiguos encuentren en el mercado componentes de seguridad fiables. En algunos Estados miembros, ciertos componentes de seguridad estaban sujetos a una reglamentacin especfica. La Directiva garantiza su libre circulacin. 23. Considerando n 11 Considerando que, en su estado actual, el Derecho comunitario establece que, no obstante lo dispuesto en una de las normas bsicas de la Comunidad que es la libre circulacin de mercancas, han de aceptarse los obstculos a la circulacin intracomunitaria resultado de las diferencias existentes entre las legislaciones nacionales sobre comercializacin de productos, en la medida en que estas prescripciones pueden considerarse como necesarias para cumplir requisitos imperativos; que, por lo tanto, la armonizacin legislativa en el caso que nos ocupa ha de limitarse nicamente a las prescripciones necesarias para cumplir los requisitos imperativos y esenciales de seguridad y salud relativos a las mquinas; que estos requisitos han de sustituir a las prescripciones nacionales en la materia porque son esenciales; 24. Este considerando ilustra el principio de subsidiariedad. La Directiva sobre mquinas se limita a establecer lo necesario para garantizar la libre circulacin y el nivel de seguridad elevado mencionados en el Tratado. Los requisitos esenciales, administrativos y tcnicos, de la Directiva se han redactado de forma que sean proporcionados y suficientes para alcanzar el objetivo buscado. La Directiva no limita, por tanto, el derecho de los Estados miembros a reglamentar la maquinaria para tratar de problemas distintos de los mencionados en ella. En lo que respecta a estos otros mbitos siguen siendo aplicables las disposiciones del Tratado. 25. Considerando n 12 Considerando que hay que cumplir obligatoriamente los requisitos esenciales de seguridad y salud para poder garantizar la seguridad de las mquinas; que estos requisitos habrn de aplicarse con6

Directiva n 95/16/CE de 29 de junio de 1995 (DOCE L 213 de 7.09.95, p. 1).

12

discernimiento teniendo en cuenta el nivel tecnolgico existente en el momento de la fabricacin y los imperativos tcnicos y econmicos; 26. Este considerando introduce la segunda observacin preliminar del Anexo 1. Las medidas tcnicas impuestas por la Directiva deben guardar proporcin con los riesgos que presente, con el coste de la mquina y con las condiciones reales de utilizacin. Aunque puedan imaginarse dispositivos muy sofisticados que permitan eliminar cualquier riesgo, esta eliminacin slo se exige si no va en detrimento de la "economa" de la mquina, es decir, de su precio y su coste de utilizacin. Los dispositivos de seguridad tambin deben ser realistas en lo que respecta al manejo de la mquina por el operador. Evidentemente, la Directiva no impone la instalacin de dispositivos que imposibiliten o dificulten el manejo del material. Para definir la mquina tambin es importante tener en cuenta las reglas del arte de la profesin pertinente. En caso de litigio sobre la interpretacin del concepto de los "imperativos econmicos", y una vez agotados los medios de arbitraje, correspondera al juez determinar el umbral econmicamente realista. 27. Considerando n 13 Considerando que la puesta en servicio de la mquina con arreglo a la presente Directiva slo se refiere al uso que de la mquina haya dispuesto el fabricante; que esto se entiende sin perjuicio de posibles condiciones de uso, externas a la mquina, que hubiera que aceptar, siempre que dichas condiciones no supongan modificaciones de la mquina en relacin con las disposiciones de la presente Directiva; 28. Las obligaciones del fabricante de integrar la seguridad en la fase de diseo y fabricacin de la mquina se limitan a los usos por l dispuestos y a los usos previsibles, pero no a los caprichosos. Los Estados miembros tienen no obstante la libertad de imponer condiciones de uso de la mquina si estas condiciones no obligan a modificarla; as por ejemplo pueden imponer una edad mnima o una calificacin para el operador, etc. 29. Considerando n 14 Considerando que ha de ser posible exponer en ferias, exposiciones, etc., mquinas que no se atengan a la presente Directiva; que, no obstante, hay que informar adecuadamente a los interesados de esta no conformidad y de la imposibilidad de adquirir dichas mquinas en tales condiciones; 30. Este considerando simplemente introduce el apartado 3 del artculo 2. La excepcin que contempla es necesaria porque con frecuencia se exponen nuevos modelos de mquina sin ninguna proteccin a efectos de demostracin. Adems, algunas de las mquinas expuestas pueden estar destinadas a la exportacin a pases de fuera del Espacio Econmico Europeo (EEE) en los que no se aplica la Directiva sobre mquinas. 31. Considerando n 15 Considerando que, por lo tanto, la presente Directiva slo define los requisitos esenciales de seguridad y salud de alcance general y las completa con una serie de requisitos ms especficos dirigidos a determinados tipos de mquinas; que, para facilitar a los productores la prueba de conformidad a dichos requisitos esenciales, convendra disponer de normas armonizadas en Europa respecto a la prevencin contra los riesgos derivados del diseo y fabricacin de las mquinas y para posibilitar el control de la conformidad a los requisitos esenciales; que, con arreglo a la presente Directiva, una norma armonizada es una especificacin tcnica (norma europea o documento de armonizacin) aprobada por el Comit Europeo de Normalizacin (CEN) o por el Comit Europeo de Normalizacin Electrotcnica

13

(CENELEC) o por ambos, por mandato de la Comisin, con arreglo a las disposiciones de la Directiva 83/189/CEE del Consejo, de 28 de marzo de 1983, que fija un procedimiento de informacin en el campo de las normas y reglamentos tcnicos, modificada en ltimo lugar por la Directiva 88/182/CEE, y en virtud de las orientaciones generales antes mencionadas; 32. Este considerando tan importante establece la definicin de norma "armonizada", que debe presentar las dos caractersticas siguientes: -ser una norma europea o un documento de armonizacin -haber sido establecida por mandato de la Comisin de las Comunidades Europeas. Aadiremos que, para conferir la presuncin de conformidad, las referencias de las normas armonizadas deben publicarse en el Diario Oficial de las Comunidades Europeas (vase el artculo 5.1). Asimismo, estas normas sern catalogadas con arreglo a lo dispuesto en el artculo 12 de la Directiva. La Directiva 83/189/CEE7 modificada, que establece un procedimiento de informacin en el mbito de las normas y las reglamentaciones tcnicas, constituye el marco jurdico de la normalizacin europea. 33. Considerando n 16 Considerando que resulta conveniente mejorar el marco legal para garantizar una contribucin eficaz y adecuada de los empresarios y los operarios al proceso de normalizacin; que ello deber estar concluido a ms tardar en el momento de la puesta en aplicacin de la presente Directiva; 34. Este considerando, aadido a peticin del Parlamento Europeo, no tiene influencia directa sobre el contenido de la Directiva, pero ha llevado a la Comisin a tomar determinadas iniciativas para facilitar el acceso de los sindicatos de trabajadores al proceso de normalizacin. 35. Considerando n 17 Considerando que, tal y como se viene practicando generalmente en los Estados miembros, conviene dejar a los fabricantes la responsabilidad de acreditar la conformidad de sus mquinas a los requisitos esenciales; que la conformidad a normas armonizadas da una presuncin de conformidad a los requisitos esenciales de que se trate; que se deja a la sola voluntad del fabricante la opcin de recurrir, si lo considera necesario, a exmenes y certificaciones elaboradas por terceras partes; 36. El principio bsico es la declaracin de conformidad de la mquina por el fabricante sin intervencin de una tercera parte. La certificacin por terceros es la excepcin. La razn es sencillamente que cada ao se crean miles de tipos de mquinas nuevas. La tendencia general en la industria mecnica es hacia la especializacin y, por consiguiente, hacia la produccin de mquinas en pequeas series. Los fabricantes adaptan cada vez ms sus materiales a las necesidades especficas de sus clientes. Esta evolucin hace que la certificacin sistemtica de las mquinas por terceros sea tcnica y econmicamente imposible. 37. Considerando n 187

Directiva n 83/189/CEE de 28 de marzo de 1983 (DOCE n L 109 de 26 de abril de 1983, p. 8), modificada por las Directivas 88/182/CEE (DOCE n L 81 de 26 de marzo de 1988, p. 75) y 94/10/CE (DOCE n L 100 de 19 de abril de 1994, p. 30).

14

Considerando que, para determinados tipos de mquinas que presentan una mayor riesgosidad, es deseable un procedimiento de certificacin ms constrictivo; que una declaracin CE del fabricante puede seguir al procedimiento de examen CE de tipo que se adopte, sin que sea necesario un sistema ms constrictivo como, por ejemplo garanta de calidad, comprobacin CE o control CE; 38. Los considerandos 17 y 18 justifican los procedimientos de certificacin exigidos por la Directiva, a saber, en la mayora de los casos la declaracin de conformidad por el propio fabricante sin intervencin de terceras partes. En lo que se refiere a algunas mquinas cuya lista exhaustiva figura en el Anexo IV, es necesario un examen "CE" de tipo por terceros. 39. Considerando 19 Considerando que resulta indispensable que el fabricante, o su representante establecido en la Comunidad, antes de extender la declaracin CE de conformidad, establezca un expediente tcnico de construccin; que, no obstante, no es indispensable que toda la documentacin exista permanentemente, de forma material, pero que debe poder estar disponible cuando se solicite; que puede no incluir los planos detallados de los subconjuntos utilizados para la fabricacin de las mquinas, salvo si su conocimiento resulta indispensable para la comprobacin de la conformidad con los requisitos esenciales de seguridad; 40. Como contrapartida a la libertad de declarar l mismo la conformidad, el fabricante est obligado a establecer un expediente tcnico en el que figura un anlisis de riesgos efectuado por el fabricante y la informacin pertinente sobre el diseo de la mquina. En los comentarios sobre el artculo 8 de la Directiva y el Anexo V se da ms informacin sobre el contenido de este expediente. 41.Considerando n 20 Considerando que no slo hay que garantizar la libre circulacin y la puesta en servicio de las mquinas provistas del marcado CE y de la declaracin de conformidad CE; que tambin hay que garantizar la libre circulacin de mquinas no provistas del marcado CE cuando stas vayan a incorporarse en una mquina o a unirse con otras mquinas para formar una instalacin compleja; 42.Este considerando no necessita ningun comentario particular. 43. Considerando n 21 Considerando que debe ser reconocida la responsabilidad de los Estados miembros de garantizar en su territorio la seguridad, la salud y los dems aspectos a que se refieren los requisitos esenciales en una clusula de salvaguardia que prevea los adecuados procedimientos comunitarios de proteccin; 44. La proteccin de la seguridad de las personas es una prerrogativa de orden pblico que la Directiva no solo no limita, sino todo lo contrario. Los Estados conservan su margen de maniobra para restringir la comercializacin y utilizacin de cualquier mquina que resultara riesgosa. Los Estados pueden adems impugnar las normas europeas que a su entender sean insuficientes para cumplir los requisitos esenciales de seguridad fijados por la Directiva. Estos procedimientos de prohibicin o impugnacin son objeto de una concertacin comunitaria con arreglo a los procedimientos de salvaguardia. 45. Considerando n 22

15

Considerando que los destinatarios de cualquier decisin adoptada en el marco de la presente Directiva han de conocer los motivos que llevaron a adoptar dicha decisin y los medios de recurso que se les ofrecen; 46. Los Estados miembros no pueden prohibir una mquina de forma arbitraria. Es imprescindible justificar este tipo de decisin e informar a los afectados sobre las vas de recurso de que disponen. 47. Considerando n 23 Considerando que conviene adoptar medidas dirigidas a ir creando progresivamente el mercado interior en el transcurso de un perodo que expira el 31 de diciembre de 1992; que el mercado interior implica un espacio sin fronteras interiores en el que la libre circulacin de mercancas, personas, servicios y capitales estar garantizada, 48. La Directiva sobre mquinas se inscribe dentro de los objetivos de la realizacin del mercado interior previstos en el Tratado de cuyo artculo 7A proviene la segunda parte del considerando, transcrita literalmente. El espacio sin fronteras a que se refiere este considerando comprende los quince Estados miembros de la Unin Europea (Alemania, Austria, Blgica, Dinamarca, Espaa, Finlandia, Francia, Grecia, Irlanda, Italia, Luxemburgo, Pases Bajos, Portugal, Reino Unido y Suecia) ms los pases signatarios del acuerdo del Espacio Econmico Europeo8 (Liechtenstein, Islandia y Noruega). En adelante, toda referencia al Espacio Econmico Europeo, abreviado EEE, se entender que incluye a los dieciocho Estados mencionados. En relacin con el mbito territorial de aplicacin de la Directiva vale la pena sealar las siguientes precisiones: -La Directiva sobre mquinas se aplica a la introduccin en el mercado del EEE de cualquier mquina o componente de seguridad puesto a la venta o disponible gratuitamente para su distribucin y/o uso en el territorio del EEE. -No se aplica a las importaciones al EEE de productos destinados a la reexportacin que estn sujetos a regmenes aduaneros comunitarios especficos. -No se aplica a la exportacin de mquinas y componentes de seguridad a terceros pases (fuera del EEE). 49. Considerando n 24 Considerando que es necesario prever un rgimen transitorio que permita la comercializacin y puesta en servicio de las mquinas fabricadas con arreglo a las normativas nacionales vigentes a 31 de diciembre de 1992; 50. Hubiera sido ilusorio pensar que la noche del 31 de diciembre al 1 de enero, exactamente a medianoche, se iban a sustituir las antiguas normativas nacionales por las nuevas que constituyen la transposicin de la Directiva y que todas las mquinas almacenadas en los circuitos de distribucin estuviesen marcadas al amanecer el 1 de enero de 1993. Este considerando introduce el artculo 13, que establece una transicin suave a lo largo de 1993 y 1994 a fin de permitir, entre otras cosas:8

Decisin n 94/1/CE del Consejo y de la Comisin de 13 de diciembre de 1993 (DOCE n L 1 de 3 de enero de 1994, p.1). Suiza, que particip en la negociacin del acuerdo, no lo ratific.

16

agotar las existencias permitir a los organismos notificados organizarse para sus tareas de certificacin permitir a los fabricantes adaptar progresivamente sus productos a los requisitos de la Directiva. 51. Conviene sealar no obstante que, desde el 1 de enero de 1993, las empresas de la Unin Europea no pueden poner a disposicin de sus empleados ms que el material conforme al anexo tcnico de la Directiva 89/655/CEE modificada cuando en la fase de comercializacin del producto no es aplicable ninguna directiva comunitaria.

17

PARTE JURDICA DE LA DIRECTIVA SOBRE MQUINAS 52. CAPTULO I MBITO DE APLICACIN, COMERCIALIZACIN Y LIBRE CIRCULACIN

Artculo 1.1 1. La presente Directiva se aplica a las mquinas y fija los requisitos esenciales de seguridad y de salud correspondientes, tal como se definen en el Anexo I. Asimismo, se aplica a los componentes de seguridad que se pongan en el mercado por separado. 53. Este primer artculo presenta el mbito de aplicacin de la Directiva. En este primer apartado se dice que la Directiva fija los requisitos esenciales de seguridad y salud. La Directiva 89/392/CEE modificada se aplica a dos grupos de productos: las mquinas y similares, por una parte, y los componentes de seguridad, por otra. La Directiva fija requisitos esenciales de seguridad y salud de las personas que conciernen principalmente a los operadores y a las personas que se encuentran cerca de las mquinas. Los requisitos esenciales de seguridad no tratan directamente de la proteccin del medio ambiente o del rendimiento tcnico de las mquinas, aunque, evidentemente, algunas caractersticas de la mquina pueden tener repercusiones desde el punto de vista medioambiental. Por ejemplo, la reduccin del ruido de las mquinas es positiva tanto para el operador como para las dems personas del entorno. No obstante, es posible que los requisitos esenciales de seguridad sean difcilmente compatibles con requisitos de otro tipo: la captacin de los gases de una mquina y su expulsin al exterior puede suponer un problema medioambiental, el respeto de las distancias de seguridad puede poner problemas de higiene alimentaria. La normalizacin se esforzar por conciliar estos requisitos esenciales diferentes. En los mbitos tcnicos no cubiertos por una directiva europea los Estados miembros son libres de adoptar reglamentaciones que no sean contrarias al Tratado (artculos 30 y 36). 54. La Directiva 89/655/CEE modificada obliga a las empresas del Espacio Econmico Europeo (EEE) a adaptar su maquinaria en servicio a un determinado nmero de requisitos esenciales mnimos de seguridad. Los usuarios de las mquinas, que no son necesariamente expertos en este campo, debern buscar en el mercado componentes de seguridad. En consecuencia es importante que los componentes de seguridad que se les ofrezcan cumplan sus funciones con una gran fiabilidad. sta es la razn por la que los componentes de seguridad vendidos separadamente se han incluido dentro del mbito de aplicacin de la Directiva y sus fabricantes deben asumir las responsabilidades pertinentes con arreglo a las disposiciones de la Directiva9. 55. En cambio, cuando un fabricante incorpora a una mquina un componente de seguridad se hace responsable de l. Normalmente el fabricante habr elaborado un pliego de condiciones que el fabricante del componente debe respetar. El fabricante que va a incorporar el componente debe asumir la eleccin de sus componentes y procurar que la mquina acabada se ajuste a la Directiva. 56. Artculo 1.2 A los efectos de la presente Directiva, se entender por mquina un conjunto de piezas u rganos unidos entre ellos, de los cuales uno por lo menos habr de ser mvil y, en su caso, de rganos de9

Vase en el comentario sobre el apartado 2 del artculo 1 siguiente una explicacin de los componentes de seguridad.

18

accionamiento, circuitos de mando y de potencia, etc., asociados de forma solidaria para una aplicacin determinada, en particular para la transformacin, tratamiento, desplazamiento y acondicionamiento de un material. Tambin se considerar una mquina un conjunto de mquinas que, para llegar a un mismo resultado, estn dispuestas y accionadas para funcionar solidariamente. Se considerar igualmente una "mquina" un equipo intercambiable que modifique la funcin de una mquina, que se ponga en el mercado con objeto de que el operador lo acople a una mquina, a una serie de mquinas diferentes o a un tractor, siempre que este equipo no sea una pieza de recambio o una herramienta. A efectos de la presente Directiva, se entender por "componente de seguridad" el componente que no constituya un equipo intercambiable, y que el fabricante, o su representante establecido en la Comunidad, ponga en el mercado con el fin de garantizar, mediante su utilizacin, una funcin de seguridad y cuyo fallo o mal funcionamiento pone en peligro la seguridad o la salud de las personas expuestas.

57. El apartado 2 da la definicin de mquina segn la Directiva. La idea bsica es que una mquina tiene caractersticas mecnicas. La definicin es de tipo "universal". Sin embargo, es importante insistir en los siguientes conceptos: 58. -Un conjunto de piezas: quedan excluidos a priori todos los componentes elementales. Se ver en el ltimo prrafo que algunos componentes elementales como, por ejemplo, los accesorios de elevacin (ganchos, anillos, argollas, etc.) estn incluidos en el mbito de aplicacin (aunque no son ni componentes de seguridad ni mquinas, estos productos estn cubiertos implcitamente por la Directiva). Esta precisin confirma la exclusin de los dems componentes. Veremos asimismo que determinados conjuntos de piezas que constituyen subconjuntos o cuasi-mquinas tambin estn excluidos.10 59. -Las piezas deben estar unidas entre s: ello no excluye las mquinas vendidas desmontadas o en kits para mayor comodidad de transporte, ya que el fabricante tiene la obligacin de disear su mquina de conformidad con la Directiva. En estos casos, el fabricante tiene que comunicar al cliente las instrucciones de montaje necesarias. El marcado CE no se refiere evidentemente ms que al propio diseo del producto y a las instrucciones de montaje que, finalmente, es responsabilidad del usuario. El usuario es el responsable del montaje. El fabricante no es responsable de un posible mal seguimiento de las instrucciones de montaje facilitadas por l. Esto lo confirman, en caso necesario, los requisitos esenciales 1.1.2.a), 1.5.4, 1.7.4.a) y 3.6.3.b) del Anexo I. 60. -Una de las piezas ha de ser mvil: esta movilidad ha de deberse a una energa exterior (electricidad, batera, combustible...) o acumulada (resorte, peso...). Teniendo esto en cuenta, como excepcin a esta regla, la Directiva se aplica asimismo a determinadas mquinas de elevacin cuya fuente de energa es de origen humano y se emplea directamente. Las dems mquinas movidas directamente por la fuerza humana quedan excluidas, al igual que las ensambladuras estticas (estanteras, andamios, paletas, herramientas de mano, carretillas empujadas con los brazos, etc.). 61. -Para una aplicacin determinada: lo cual implica que una mquina no terminada que no pueda por tanto realizar su funcin, no est incluida en el mbito de la Directiva. Esto lo confirma el apartado 2 del artculo 4. La lista de aplicaciones que figura en este prrafo no es exhaustiva y slo tiene carcter ilustrativo. La10

Vase el comentario correspondiente al artculo 4.

19

expresin "en particular" debe guardar todo su sentido. No obstante, el concepto de aplicacin supone que las mquinas se comercializan con vistas a su utilizacin efectiva por un operador. Naturalmente, las mquinas cedidas para ser destruidas o reacondicionadas no tienen por qu ser conformes a la Directiva 89/392CEE modificada. Nos remitimos al rgimen jurdico de las mquinas reacondicionadas y usadas de que se trata al final de este documento. 62. La interpretacin del mbito de aplicacin de la Directiva sobre mquinas no debe llevarse al absurdo. Lo que importa es comprender el efecto til que persigue la Directiva. La Directiva no tiene otro fin que el de facilitar la circulacin de los productos y elevar el nivel de seguridad de los que presentan peligros. En efecto, el mbito de aplicacin de las directivas de nuevo enfoque queda determinado por la conjuncin, por una parte, de la definicin general dada en el artculo 1 y, por otra, de los peligros previstos. Desde el punto de vista jurdico, las mquinas que se incluyen en la definicin del artculo 1 estn cubiertas por la propia Directiva cuando no presentan ninguno de los peligros previstos en el Anexo I. Cuando se dice ninguno de los peligros previstos, se entiende que durante la fase del diseo: es evidente que una mquina que no presente ningn riesgo porque est totalmente encerrada en un crter, caja o cubierta s est dentro del mbito de aplicacin de la Directiva porque sin el crter, los peligros existen. En cambio, se puede cuestionar la utilidad de la Directiva sobre mquinas aplicada a un reloj mecnico, a pesar de ser un conjunto de piezas u rganos unidos entre s, de los cuales uno por lo menos es mvil, ... para una aplicacin definida (dar la hora), ya que, aun sin la caja, el mecanismo no presenta ningn peligro de los mencionados en el Anexo I. 63. El criterio del peligro es accesorio ya que permite modular el mbito de aplicacin para evitar aplicaciones aberrantes de la Directiva. Los productos que no responden a la definicin de mquina o de componente de seguridad no pueden ser incluidos en la Directiva aunque presenten alguno de los peligros enumerados en el Anexo I. Estos productos estn reglamentados por otras directivas o por normativas nacionales. 64. La aplicacin prctica de la definicin de mquina no es siempre fcil. As, un motor de explosin incorporado a una mquina no es una mquina con arreglo a la Directiva, porque no tiene una aplicacin establecida antes de ser incorporado a la mquina. Pero un motor fuera borda s tiene una funcin establecida en el momento de la venta al usuario, que es la propulsin de una embarcacin sin que precise ninguna modificacin ni intervencin por parte de un especialista. Los motores fuera borda entran en el mbito de aplicacin de la Directiva mientras que los motores internos de los barcos no. La mencin de los motores de combustin interna destinados a equipar mquinas para trabajos subterrneos que figura en el Anexo IV de la Directiva es la nica excepcin a la regla que acabamos de mencionar. Estos motores se han incluido en la Directiva a la espera de la directiva sobre los equipos destinado a trabajos en atmsfera explosiva. 65. La cuestin es todava ms ambiga cuando se trata de productos tales como las vlvulas motorizadas, ya que es el destino final del producto el que determinar si ste entra o no en el campo de aplicacin de la Directiva: este destino es fijado, a veces, por el fabricante de la vlvula motorizada cuando sta es una mquina en su totalidad. 66. En la mayor parte de los casos, el fabricante de la vlvula motorizada no establece un destino en particular. As pues, se puede definir la siguiente norma: Cuando una vlvula motorizada, por ejemplo una vlvula de esclusa vendida como tal, se instala de manera aislada, se incluye en el mbito de aplicacin de la Directiva, porque se suministr y tiene una aplicacin bien definida, constituye el elemento principal de la esclusa y garantiza su funcionamiento correcto.

20

Cuando una vlvula motorizada, destinada a incorporarse en una mquina o en un conjunto, se vende a un fabricante de mquinas o de conjuntos ms complejos que exijan la marca "CE" en virtud de la Directiva sobre mquinas, no se considerar una mquina con arreglo a la Directiva, sino un componente ordinario. En caso necesario, la vlvula ir acompaada de una declaracin del fabricante conforme a lo previsto en el punto B del Anexo II. 67. El segundo prrafo del apartado 2 dice lo siguiente: Los conjuntos de mquinas o instalaciones complejas son mquinas. Se entiende por instalaciones complejas todo conjunto de mquinas, aparatos y dispositivos dispuestos e instalados para funcionar conjuntamente a fin de lograr un mismo resultado. Las instalaciones complejas forman un todo coherente. Esta disposicin concierne en particular a los talleres robotizados y automatizados. Las lneas de produccin y las mquinas especiales compuestas de varias mquinas son instalaciones complejas. Esta definicin es importante porque no tiene sentido considerar la conformidad de elementos (piezas o componentes) o de constituyentes de mquinas (aparatos, dispositivos y subconjuntos) ya que la seguridad debe concebirse de forma global. Los redactores tuvieron presente este concepto constantemente y consecuencia de ello son los artculos 4.2 y 8.6, como se ver en el comentario detallado que se hace de este ltimo. Estn tambin contempladas las grandes instalaciones tales como las fundiciones de metales y las mquinas de fabricacin de papel. 68. La definicin de conjuntos de mquinas debe aplicarse con buen sentido y discernimiento. Sera innecesario, por ejemplo, ampliar el mbito de aplicacin de la Directiva a unidades industriales completas tales como una central elctrica o una refinera de petrleo. La cuestin de la aplicacin de la Directiva sobre mquinas a una instalacin industrial compleja slo se plantea, en efecto, en el momento de la primera puesta en servicio de una instalacin enteramente nueva. Ahora bien, sta suele evolucionar constantemente bajo la responsabilidad del jefe de la empresa, que la modifica por motivos de explotacin, y las normativas nacionales que incorporan la Directiva 89/655/CEE bastan para tratar las principales disposiciones de seguridad que le son aplicables. La Directiva sobre mquinas no aporta, pues, ninguna utilidad desde el punto de vista de la seguridad de estas unidades industriales y el buen sentido pedira que no se requiera su aplicacin a las citadas instalaciones completas. En cambio, a menudo ser posible circunscribir a estos grandes conjuntos las unidades funcionales homogneas que puedan ser calificadas de "mquinas" con arreglo a la definicin contenida en el artculo 1 de la Directiva. 69. El concepto de mquina abarca los equipos intercambiables que modifican la funcin bsica de una mquina. Esta ampliacin se aadi para tener en cuenta los peligros que presentan los dispositivos montados sobre mquinas mviles o aparatos de elevacin. En efecto, estas mquinas se componen frecuentemente de un aparato de base (por ejemplo, un tractor) al que pueden aadirse equipos extremadamente variados que lo transforman en arado, cosechadora, niveladora, elevadora, etc. A menudo estos equipos son adquiridos mucho despus del aparato de base y a un proveedor diferente. A fin de evitar cambiar el principio de diseo de las mquinas y su nivel de seguridad, a estos equipos intercambiables se les aplica la Directiva sobre mquinas. La unidad de reglamentacin debera facilitar su asociacin en condiciones de seguridad por parte de los usuarios. As pues, no es indispensable que el equipo intercambiable cumpla todos los criterios del artculo 1 de la Directiva en lo que respecta a la definicin del trmino mquina. El criterio decisivo que la somete a la Directiva es el hecho de que, al estar destinado a asociarse a una mquina cubierta por la Directiva o a un tractor, esta circunstancia modifica la funcin bsica del material. Por tanto, los equipos intercambiables deben estar certificados e ir provistos del marcado "CE" previsto en la Directiva.11

11

En el requisito 3.6.3 del Anexo I figuran algunos comentarios adicionales.

21

70. El concepto de equipos intercambiables12 no debe tomarse al pie de la letra de manera puramente tcnica, puesto que se trata de una nocin jurdica propia de la Directiva sobre mquinas y no contempla en ningn caso las mltiples piezas de repuesto de las mquinas. Estas piezas de repuesto "intercambiables" desde el punto de vista tcnico no cambian la funcin fundamental de la mquina y por lo tanto no son equipos intercambiables ni desde el punto de vista jurdico, ni desde el tcnico. 71. El trmino componente de seguridad proviene de la segunda Directiva por la que se modifica la Directiva sobre mquinas (Directiva 91/368/CEE). Los componentes de seguridad siguientes estn sujetos al examen CE de tipo (Anexo IV): los dispositivos electrosensibles diseados para la deteccin de personas, como las barreras inmateriales, las alfombras sensibles y los detectores electromagnticos los bloques lgicos de seguridad para los mandos bimanuales las pantallas mviles automticas de proteccin para las prensas para trabajar los metales y de las mquinas de moldeo de plstico o caucho por inyeccin o compresin de carga y descarga manual las estructuras de proteccin contra el peligro de vuelco (ROPS) las estructuras de proteccin contra el peligro de cadas de objetos (FOPS). 72. Los componentes de seguridad que el fabricante puede declarar conformes sin necesidad de que un organismo notificado efecte el examen de tipo correspondiente no figuran en ninguna lista concreta. La cuestin es saber qu tipo de componentes deben considerarse "componentes de seguridad". La nocin de "componente de seguridad" con arreglo a la Directiva sobre mquinas es un concepto jurdico muy preciso que no se puede extender a cualquier componente. Se puede afirmar que cualquier componente de mquina debe ser seguro y fiable en razn de la obligacin general de seguridad de todo proveedor, as como de la obligacin de cumplir las reglas reconocidad. Los requisitos de fiabilidad y seguridad requeridos a los componentes no bastan para convertir a todos los componentes en "componentes de seguridad" en el sentido concreto de la Directiva sobre mquinas. 73. La lectura del apartado 2 del artculo 1 permite una aproximacin gradual al concepto de componente de seguridad. La lista de componentes de seguridad sujetos al examen de tipo tambin sirve para aclarar este concepto. El componente de "seguridad" es un componente. No se puede, por tanto, calificar de "componente de seguridad" a un subconjunto de mquinas con arreglo a la definicin que figura en el apartado 2 del artculo 4. Un componente de seguridad tampoco puede ser una mquina entera ni un equipo intercambiable tal y como se definen en el apartado 2 del artculo 1. 74.Los componentes de seguridad no constituyen elementos primordiales en cuanto a la aplicacin explcita de la mquina. La funcin de seguridad es la caracterstica especfica del componente de seguridad, que es perifrica en lo que respecta a la funcin de la mquina. La ausencia, el fallo o el mal funcionamiento del componente puede comprometer la seguridad de las personas expuestas a la mquina. As pues, un componente cuyo fallo no tenga ninguna repercusin negativa sobre la seguridad no es un componente de seguridad. 75.12

El Acta del Consejo de Mercado Interior de 20 de junio de 1991 precisa que el Consejo y la Comisin declaran que se entiende por herramienta una pieza terminal de una mquina en contacto directo con el objeto o el material que se ha de trabajar, como los taladros, las muelas, las hojas de sierra o las barrenas de los martillos neumticos.

22

El concepto de componente de seguridad es un concepto objetivo e incontestable para un nmero determinado de componentes independientemente de la voluntad del fabricante. Para otros componentes, la cuestin es ms delicada, pues su estatus jurdico depender de las funciones que el fabricante le asigne. En este caso, es el fabricante quien decide si son o no componentes de seguridad. As, un interruptor de fin de carrera puede tener simplemente esa funcin sin que por ello se le considere tambin un componente de seguridad, pero tambin puede tener exclusivamente la funcin de componente de seguridad. No es muy difcil hacer la distincin. Es evidente que, por ejemplo, un reductor de velocidad o un rodamiento de bolas no es un componente de seguridad donde quiera que est ubicado en una mquina, porque cuando es comercializado separadamente su fabricante o distribuidor no le atribuye ninguna funcin de seguridad en la documentacin tcnica, lo cual no es el caso de un mando bimanual o de una vlvula antirretorno para circuitos hidrulicos. 76. Tras haber consultado con los expertos de los Estados miembros, la Comisin elimin de la lista de componentes de seguridad a los componentes que tienen caractersticas funcionales. La caracterstica principal de un componente funcional, tal y como la perciben el fabricante y el usuario, no es la de servir de componente de seguridad. Ello no quiere decir que dichos componentes no tienen que ser seguros ni fiables, sino que simplemente no estn cubiertos por la Directiva sobre mquinas. Si su fallo puede significar un riesgo, el fabricante tiene que hacer lo posible para reducirlo aplicando las reglas del arte de diseo del producto y, en su caso, las normativas pertinentes. 77. El fabricante de mquinas que adquiere componentes para incorporarlos a una mquina tiene la responsabilidad de prevenir las consecuencias de un fallo del componente en cuanto al funcionamiento general de la mquina. El fabricante de la mquina puede elegir entre varias "estrategias". As por ejemplo, puede emplear un componente de seguridad muy fiable para asignarle una funcin de seguridad, o puede emplear dos componentes diferentes menos fiables que acten en sucesin en caso de fallo del otro. 78. Los expertos de los Estados miembros consideran que solamente los componentes de seguridad que tienen una funcin de seguridad directa deben considerarse componentes de seguridad con arreglo a la Directiva. Una funcin de seguridad directa es aquella cuyo incumplimiento aumentara el riesgo de lesin o de dao a la salud. 79. Los siguientes ejemplos pueden servir para ilustrar la definicin de componente de seguridad. Son componentes de seguridad: los sistemas de parada de emergencia las vlvulas antirretorno para circuitos hidrulicos de mquinas por razones de seguridad los cinturones de seguridad y los dispositivos de retencin en caso de vuelco los mdulos de control o de autocontrol de las partes de los sistemas de mando con funciones de seguridad como los detectores de posicin en un dispositivo de enclavamiento los productos que garantizn una funcin que prevenga la puesta en marcha intempestiva de la mquina los productos que impiden la repeticin del ciclo de una mquina los productos o sistemas que regulan la temperatura de una mquina para que se mantenga dentro de unos parmetros de funcionamiento seguros los sistemas de extraccin de humos o polvo destinados a equipar mquinas los resguardos y sus dispositivos de enclavamiento los crteres o cubiertas de aislamiento sonoro los dispositivos contra el descarrilamiento de los aparatos de elevacin suspendidos los dispositivos de control de la carga de los aparatos de elevacin los productos que impiden la puesta en marcha intempestiva de una mquina

23

los dispositivos de validacin (punto 5.5 del Anexo I) 80. Los sistemas de seguridad de socorro que actan en segunda instancia son componentes de seguridad en toda regla. Un sistema de fin de carrera instalado a continuacin del punto normal de parada de una mquina para evitar los riesgos debidos al mal funcionamiento de la parada es un componente de seguridad. Los usos y prcticas industriales obligan a considerar componentes de seguridad determinados componentes que tienen una funcin de seguridad indisociable de cualquier otra funcin. Tal es el caso de un mando bimanual sncrono de prensas para trabajar los metales que sirve para hacer funcionar una mquina sin sistema de proteccin (para fines de aprendizaje o de mantenimiento de un robot). En estos casos, la funcin de seguridad es tan decisiva para la seguridad del operador que estos componentes son percibidos como componentes de seguridad tanto por el fabricante como por el usuario. 81. Resulta difcil dar una definicin ms exacta del concepto de componente de seguridad. La Comisin no ha querido definir una larga serie de grupos de componentes y solamente los que tienen exclusiva o principalmente esa funcin se consideran de seguridad. A la inversa, los componentes que no tienen como funcin principal la seguridad no son componentes de seguridad aunque su funcin guarde cierta relacin con la seguridad del material. As pues, los cables de elevacin no son nunca componentes de seguridad porque las mquinas pierden totalmente su funcin sin ellos. La rotura de un cable puede evidentemente ser riesgosa, pero no es razn suficiente para considerar que el cable es un componente de seguridad. 82. La denominacin de componente de seguridad por parte de un fabricante implica el cumplimiento de los requisitos esenciales seguridad del Anexo I. Se podr decir con toda justicia que esos requisitos fueron redactados para las mquinas, y no para los componentes de seguridad. No obstante conviene recordar que en la nota preliminar del Anexo I se estipula que los requisitos esenciales slo se aplican cuando existe el peligro correspondiente. El fabricante del componente de seguridad debe seleccionar en el Anexo de la Directiva los requisitos tcnicos pertinentes para sus productos. Deber seguir, por lo que se refiere a los componentes de seguridad, los mismos procedimientos de certificacin que en el caso de las mquinas, excepto la marca "CE". 83. En el Anexo I de la Directiva pueden encontrarse numerosos puntos aplicables a los componentes de seguridad. Por ejemplo, el requisito 1.3.2 establece la obligacin de atenerse a las condiciones de uso previstas por el fabricante. El requisito 1.4 detalla las prescripciones aplicables a los resguardos y los dispositivos de proteccin. La Directiva sobre mquinas habra podido fijar una obligacin general de seguridad y rendimiento de los componentes de seguridad. En la prctica, los fabricantes de determinados componentes de seguridad recurren ya a mtodos de ensayo que permiten evaluar su fiabilidad. En este sentido ser de importancia capital el papel de la normalizacin para la definicin de esos mtodos. 84. En lo que respecta a las obligaciones administrativas, el fabricante de un componente de seguridad debe elaborar un expediente tcnico fabricacin, redactar unas instrucciones de uso y hacer una declaracin de conformidad. El contenido del expediente y de las instrucciones deben adaptarse a la realidad de los componentes de seguridad. Conviene recordar que las partes de la Directiva relativas a los expedientes y a los componentes se redactaron antes de incluir los componentes de seguridad en el mbito de aplicacin. Sera absurdo obligar a un fabricante de barreras inmateriales y de vlvulas antirretorno a declarar el nivel sonoro de su componente de seguridad. 85. Cuando un fabricante de una mquina suministra a un usuario un componente de seguridad que es una pieza de recambio original, la cuestin es saber si debe someterse o no a los procedimientos de la Directiva,

24

especialmente el procedimiento del examen de tipo de los componentes mencionados en el Anexo IV. Efectivamente, se podra considerar que el suministro de una pieza de recambio es una continuacin del contrato de venta inicial. 86. Artculo 1.3 3. Quedan excluidos del mbito de aplicacin de la presente Directiva: -las mquinas cuya nica fuente de energa sea la fuerza humana empleada directamente, salvo si se trata de una mquina utilizada para la elevacin de cargas; -las mquinas para usos mdicos utilizadas en contacto directo con el paciente; -los materiales especficos para ferias y parques de atracciones; -las calderas de vapor y recipientes a presin; -las mquinas especialmente concebidas o puestas en servicio para usos nucleares y cuyos fallos puedan originar una emisin de radiactividad; -las fuentes radiactivas incorporadas a una mquina; -las armas de fuego; -los depsitos de almacenamiento y las conducciones para transporte de gasolina, combustible diesel, lquidos inflamables y sustancias riesgosas; -los medios de transporte, es decir, los vehculos y sus remolques destinados nicamente al transporte de personas por va area o en las redes viarias, de ferrocarril o acuticas, y los medios de transporte, en la medida en que hayan sido diseados para el transporte de mercancas por va area o en las redes viarias, de ferrocarril o acuticas. No estarn excluidos los vehculos empleados en la industria de extraccin de minerales; -los buques martimos y unidades mviles offshore, as como los equipos instalados a bordo de tales buques o unidades; -las instalaciones con cables, incluidos los funiculares para el transporte pblico o no pblico de personas; -los tractores agrcolas y forestales a los que se refiere el apartado 1 del artculo 1 de la Directiva 74/150/CEE del Consejo, de 4 de marzo de 1974, relativa a la aproximacin de las legislaciones de los Estados miembros sobre la homologacin de los tractores agrcolas o forestales de ruedas, modificada en ltimo trmino por la Directiva 88/297/CEE; -las mquinas especialmente diseadas y fabricadas para fines militares o de orden pblico; -los ascensores utilizados de manera permanente en niveles definidos de edificios y construcciones con ayuda de una cabina que se desplace a lo largo de guas rgidas cuya inclinacin sobre la horizontal sea superior a 15 grados, destinada al transporte: -de personas; -de personas y de objetos; -de objetos nicamente si la cabina es accesible, es decir, en la que una persona pueda entrar sin dificultad, y est equipada de elementos de mando situados dentro de la cabina o al alcance de una persona que se encuentre en el interior de la misma; -los medios de transporte de personas que utilicen vehculos de cremallera; -los ascensores que equipan pozos de minas; -los elevadores de tramoya teatral; -los ascensores de obras de construccin. 87. El apartado 3 del artculo 1 da una lista exhaustiva de las exclusiones. Algunos puntos de esta lista necesitan mayor explicacin: a) La exclusin de las mquinas cuya nica fuente de energa sea la fuerza humana empleada directamente: los redactores de la Directiva han querido excluir herramientas manuales como alicates, tijeras, taladradoras manuales, guillotinas, etc., cuya accin se detiene en cuanto cesa la aplicacin de la fuerza humana, aun cuando esa accin est desmultiplicada mediante mecanismos (engranajes, palancas...).

25

Tambin quedan excluidas las mquinas mviles manuales y las carretillas. 88. Por el contrario, las mquinas que utilizan una energa humana acumulada en muelles, acumuladores hidrulicos o neumticos, etc., y cuya accin riesgosa pueda producirse o continuar tras haber cesado la humana, siguen estando incluidas en la Directiva. 89.A pesar de ser de accin humana directa, los aparatos de elevacin como los gatos, los polipastos y los tornos manuales s estn incluidos a causa de los peligros particulares que entraan aunque su carrera de elevacin sea escasa. 90.b) Las fuentes radiactivas incorporadas a una mquina: la exclusin afecta nicamente a la fuente en s, es decir, a la cpsula que contiene el producto radiactivo. Las mquinas que utilizan una fuente radiactiva para una aplicacin determinada entran en el mbito de aplicacin de la Directiva (vase el requisito esencial 1.5.10 relativo a la prevencin de los riesgos derivados de las radiaciones). Sin embargo, las mquinas que utilizan una fuente radiactiva, pero que son accionadas por la fuerza humana empleada directamente (por ejemplo, determinados aparatos de radiografa industrial) estn excluidas del mbito de aplicacin de la Directiva. 91.c) Los recipientes a presin simples estn regulados por la Directiva 87/404/CEE13, modificada. Los recipientes a presin simples puestos en el mercado con el fin de incorporarlos a una mquina deben respetar la Directiva 87/404/CEE. Los aparatos a presin simples diseados por fabricantes para sus propias mquinas tambin deben cumplir la Directiva 92.La Directiva 97/23/CE excluye de su campo de aplicacin los equipos a presin de la categora I establecida en la mencionada Directiva, que estaran incluidos en las directivas sobre mquinas, ascensores, equipos de baja tensin, aparatos mdicos, aparatos de gas y en la Directiva sobre material utilizable en atmsfera explosiva, conocida generalmente como Directiva "ATEX". Los equipos a presin incluidos en el mbito de la Directiva 87/404/CEE (recipientes a presin simple), de la Directiva 97/23/CE, de 27 de mayo de 1997, que abarcan los dems equipos a presin (independientemente de su categora) o que estn excluidos (como las canalizaciones y las tuberas) estn excluidos de la Directiva sobre mquinas cuando se comercializan de manera independiente. Sin embargo, la mquina a la que se incorpora un equipo a presin (como un acumulador oleoneumtico o una tubera a presin) s est contemplada por los requisitos esenciales de la Directiva sobre mquinas en lo que se refiere al riesgo de ruptura en servicio y a los riesgos debidos a energas distintas de la elctrica, sin perjuicio de que se apliquen estas directivas al equipo a presin propiamente dicho. 93.d) Los medios de transporte: la exclusin slo afecta a los vehculos destinados exclusivamente al transporte, pero no a los vehculos que tengan otras funciones contempladas por la Directiva sobre mquinas (camin-gra, vagn-gra de ferrocarril, camin-volquete, etc.) ni a los vehculos equipados con otros materiales (gras auxiliares, compuertas de carga, mecanismos de compactacin, bombonas de hormign, etc.). Los riesgos correspondientes a la funcin de transporte no se contemplan en la Directiva sobre mquinas, en aplicacin del apartado 4 del artculo 1, ya que estn cubiertos ya por las directivas comunitarias especficas en mateia de alumbrado, visibilidad de las vas de circulacin, cargas mximas admitidas sobre el eje, frenado, etc. En cambio, los dems riesgos provocados por los equipos adicionales se incluyen en dicha Directiva y deben valorarse en el aparato considerado en su conjunto (por ejemplo, estabilidad del aparato durante la descarga de una tolva o al realizar

13

Directiva n87/404/CEE del 25 de junio de 1987 (DOCE nL220 del 8 de agosto 1987 p 48); modificada por las directivas 90/488/CEE (DOCE nL270 del 2 de octubre 1990 p 25) y 93/68/CEE (DOCE nL220 del 31 de agosto 1993 p 1)

26

operaciones de elevacin, visibilidad de la zona de trabajo desde el puesto de mando de los equipos de compactacin, mezclado, etc.) 94.La exclusin de los medios de transporte suscit numerosas preguntas: por ejemplo, qu ocurre con los vehculos de carreras (coches, motos, etc.)? Quedan fuera, pues la exclusin se refiere a los medios de transporte de personas utilizados en las redes viarias sin especificar si son pblicos o privados. El recorrido trazado para la carrera, aunque no incluya carreteras pblicas, puede considerarse durante la carrera una red viaria. Por el contrario no es se el caso de los recintos fabriles o de los aeropuertos, pues los vehculos que circulan por ellos no estn sujetos a las normas del cdigo de circulacin y entran por tanto en el mbito de aplicacin de la presente Directiva por lo que respecta a los peligros que les conciernen. A pesar de ello, es sin duda excesivo decir que un vehculo normal de turismo que no salga del recinto de una fbrica debe considerarse una mquina. Aun en el caso de no estar matriculado ni haber sido inspeccionado por los servicios administrativos competentes, todo vehculo de turismo se considera conforme a las normas tcnicas de diseo de los automviles. 95.e) Los buques martimos y unidades mviles offshore, as como los equipos instalados a bordo (cubiertos por los convenios de la OMI), quedan fuera. En cambio, las plataformas offshore fijas y sus equipos estn incluidos en la Directiva, al igual que los navos que no se consideran martimos (los de menos de 500 toneladas, los que no estn diseados para navegar por alta mar y los destinados a la navegacin interior por ros, canales, lagos, etc.). El barco como medio de tranporte, incluido su sistema de propulsin, no se incluye en la Directiva. En cambio, s se incluyen las mquinas puestas en servicio a bordo (gras, cabrestante, etc.). 96.f) Los ascensores estn evidentemente excluidos, porque la Directiva 95/16/CE14 se refiere especficamente a ellos. En cambio, las plataformas elevadoras de movimiento vertical u oblicuo, destinadas al transporte de disminuidos fsicos, as como los aparatos utilizados a lo largo de las escaleras, s estn cubiertos. 97.g) Los elevadores de tramoya teatral vienen definidos en una declaracin del acta del Consejo15 como "los dispositivos de elevacin de personas, instalados de forma permanente o provisional en las salas de espectculos, para posibilitar el paso de personas, tanto actores como tramoyistas, desde la escena hasta los lugares anexos la misma (stanos, desvanes, bastidores, foso de la orquesta, decorados) y viceversa". Es difcil imaginar a una cantante sobre el escenario rodeada de barandillas. 98.h) Las mquinas especialmente diseadas y fabricadas para fines militares o de orden pblico (...) son las diseadas exclusivamente para esos usos. En cambio, las mquinas "ordinarias" no diseadas para ese fin, pero que puedan ser utilizadas por el cuerpo militar o por las fuerzas de seguridad, s estn cubiertas por la Directiva. Conviene recordar que el artculo 223 del Tratado establece que los Estados miembros podrn tomar las disposiciones necesarias para la proteccin de los intereses fundamentales de su seguridad en relacin con la produccin o el comercio de armas, municiones y material de guerra. Es necesario precisar que los servicios contra incendios no se consideran fuerzas de mantenimiento del orden y que, por consiguiente, las mquinas fabricadas especialmente para el servicio de bomberos estn cubiertas por la Directiva sobre mquinas. 99.Artculo 1.4 Cuando para una mquina los riesgos contemplados en la presente Directiva queden cubiertos, en su totalidad o en parte, por directivas comunitarias especficas, la presente Directiva no se aplicar o dejar de aplicarse para dichas mquinas o para dichos riesgos desde el momento de la entrada en vigor de dichas directivas especficas.

14 15

Directiva n 95/16/CE de 29 de junio de 1995 (DOCE n L 213 de 7 de septiembre de 1995, p.1). Acta del Consejo de Mercado Interior de 20 de junio de 1991.

27

100.Existen directivas horizontales que cubren peligros concretos sobre la compatibilidad electromagntica16, Directiva ATEX17, sobre el ruido de las hormigoneras y martillos picadores de mano18, etc.). Es normal en ese caso que no se aplique la Directiva sobre mquinas para el peligro tratado por la directiva ms especfica. Puede ocurrir que la directiva especfica establezca un procedimiento de certificacin ms estricto, por ejemplo un examen CE de tipo o una verificacin CE del producto. En ese caso, los exmenes o verificaciones deben limitarse al peligro contemplado por la directiva especfica y en ningn caso a los dems peligros enumerados en el Anexo I de la presente Directiva. El mbito de aplicacin de una directiva est bien delimitado por los peligros cubiertos, como ya se ha dicho en los comentarios relativos al apartado 3. Por otra parte, un organismo notificado competente para una directiva concreta no puede intervenir en el mbito de otra. En el caso de la Directiva sobre mquinas, los organismos notificados son competentes slo para las mquinas enumeradas en la lista del Anexo IV, que, por otra parte, es muy reducida. Naturalmente, estos organismos no examinarn los peligros especficos (explosin, electromagnetismo, ruido, presin, etc...) de la misma forma en que lo haran los organismos notificados en relacin con esas directivas concretas. Por supuesto, nada se opone a que un organismo notificado en relacin con varias directivas expida varios certificados de una sola vez. A medida que las directivas de nuevo enfoque vayan entrando en vigor irn apareciendo probablemente dificultades prcticas de aplicacin de los requisitos esenciales de las directivas. Tambin en este caso hay que hacer uso de la sensatez y la moderacin. Es preferible hacer un anlisis de riesgo concreto y realista que un anlisis jurdico y abstracto del texto de las diferentes directivas. La intencin del legislador al redactar las directivas no era acumular restricciones tcnicas y administrativas. 101.A veces, al estudiar los problemas de seguridad de las mquinas se menciona la Directiva sobre responsabilidad civil por productos defectuosos19. Es importante comprender bien la articulacin de esta Directiva con la Directiva sobre mquinas y las dems directivas de nuevo enfoque. 102.Las directivas de nuevo enfoque armonizan las legislaciones tcnicas nacionales en lo relativo a la seguridad de las personas o la lealtad de las transacciones. Se trata de reglamentaciones tcnicas de prevencin de riesgos o, ms excepcionalmente, de fraudes (por ejemplo, Directiva 90/384/CEE modificada20 sobre los instrumentos de pesaje no automticos), que fijan reglas obligatorias que deben respetar los fabricantes antes de comercializar sus productos. Ese no es el objetivo de la Directiva de responsabilidad civil por productos defectuosos 85/374/CEE que no hace ms que unificar parcialmente las modalidades de reparacin de los daos corporales sufridos por las vctimas de un fallo de seguridad de un producto y que, por tanto, no pretende otra cosa que armonizar un aspecto limitado de los regmenes de responsabilidad civil existentes en los Estados miembros. La Directiva define de manera precisa el concepto de fabricante o de la persona que pone en el mercado y, por consiguiente, es de gran utilidad para la aplicacin de las directivas de nuevo enfoque. No determina en ningn caso el contenido de las prescripciones tcnicas que tienen que respetar los productores antes de comercializar su producto, si no que se contenta con simplificar el procedimiento de denuncia para la vctima del mal funcionamiento de un producto dispensndola de tener que probar la culpa del fabricante.

16

Directiva n 89/336/CEE de 3 de mayo de 1989 (DOCE n L 139 de 23 de mayo de 1989, p. 19), modificada por las Directivas n 91/263/CEE (DOCE n L 128 de 23 de mayo de 1991, p. 1), 92/31/CEE (DOCE n L 126 de 22 de mayo de 1992, p. 11) y 93/68/CE (DOCE n L 220 de 31 de agosto de 1993, p. 1) 17 Directiva n 94/9/CE de 23 de marzo de 1994 (DOCE n L 100 de 19 de abril de 1994, p. 1) 18 Directiva n 84/537/CEE de 17 de septiembre de 1984 (DOCE n L 300 de 19 de noviembre de 1984, p. 13), modificada por la Directiva n 85/409/CEE (DOCE n L 233 de 30 de agosto de 1985, p. 20). Existen numerosas directivas sobre el ruido. 19 Directiva n 85/374/CEE de 25 de julio de 1985 (DOCE n L 210 de 7 de agosto de 1985, p. 29). 20 Directiva n 90/384/ de 20 de junio de 1990 (DOCE n L 189 de 20 de julio de 1990, p.1; modificada por la Directiva n 93/68/CE (DOCE n L 220 de 31 de agosto de 1993, p.1).

28

La existencia de esta Directiva obliga a los fabricantes y a sus aseguradoras a cuidar mejor la seguridad de sus productos. En la Directiva no figuran orientaciones precisas sobre las modificaciones que es necesario realizar en los productos o sobre la informacin que hay que facilitar a los compradores. Todo depender de la naturaleza del producto, de la realidad del peligro y de la reglamentacin que se aplique. 103.Existen varias directivas europeas que armonizan las disposiciones legales relativas a la contratacin pblica (de suministros u obras)21. Esta armonizacin tcnica cubre los sectores de suministro de agua, energa, transportes y telecomunicaciones22. Estas directivas prevn que las entidades adjudicadoras definan las especificaciones tcnicas de los pliegos de condiciones o de los contratos pblicos haciendo referencia a las normas nacionales que son la transposicin de normas europeas. Las entidades adjudicadoras pueden conceder excepciones a esta regla en determinadas condiciones. Esta referencia a las normas europeas se hace sin perjuicio de las normas tcnicas nacionales obligatorias, siempre que stas sean compatibles con el derecho comunitario23. La Directiva sobre mquinas es, pues, obligatoria para las mquinas y componentes de seguridad destinados a la contratacin pblica. 104.Ni la Directiva sobre mquinas, ni las directivas de contratacin pblica dan a las normas carcter obligatorio. Las directivas de contratacin pblica imponen a los compradores pblicos la obligacin de especificar las normas en los pliegos de condiciones. Los compradores privados son libres de hacerlo o no. La obligacin de incluir las normas en las convocatorias de ofertas de contratos pblicos est sujeta, no obstante, a varias excepciones. La obligacin reglamentaria de referirse a las normas pesa, pues, exclusivamente sobre la entidad adjudicadora. La obligacin impuesta al fabricante de respetar las normas europeas es de orden estrictamente contractual. El fabricante no est obligado a respetar las normas europeas de contratacin pblica de suministros no especificadas en el contrato. As pues, las directivas de contratacin pblica no trastornan la economa general de la Directiva sobre mquinas. 105.Artculo 1.5 Cuando para una mquina los riesgos sean principalmente de origen elctrico, esta mquina quedar cubierta exclusivamente por la Directiva 73/23/CEE del Consejo, de 19 de febrero de 1973, relativa a la aproximacin de las legislaciones de los Estados miembros sobre el material elctrico destinado a utilizarse con determinados lmites de tensin. 106.Algunos materiales elctricos considerados tambin mquinas quedan completamente excluidos del campo de aplicacin de la Directiva sobre mquinas en virtud del apartado 5 del artculo 1. Para comprobar si la exclusin del campo de aplicacin de la Directiva sobre mquinas con arreglo al apartado 5 del artculo 1 es vlida para un producto determinado que pueda considerarse una mquina con arreglo a lo dispuesto en la Directiva 89/392/CEE y material con arreglo a la Directiva 73/23/CEE, el fabricante deber efectuar un anlisis de los riesgos que presenta dicho producto. Los productos que pueden servir para la evaluacin de los peligros aparecen expuestos en la norma europea EN 292 - Partes 1 y 2 (seguridad de las mquinas, conceptos bsicos, principios generales de diseo) y en la norma EN 1050 (seguridad de las mquinas, principios para la apreciacin de los peligros).

21

22 23

Directiva de contratacin pblica de suministros n 93/36/CEE de 14 de junio de 1993 (DOCE n L 199 de 9 de agosto de 1993, p.1). Directiva de contratacin pblica de obras n 93/37/CEE de 14 de junio de 1993 (DOCE n L 199 de 9 de agosto de 1993, p.54). Directiva n 93/38/CEE de 14 de junio de 1993 (DOCE n L 199 de 9 de agosto de 1993, artculo 18, p.84). Directiva n 90/531/CEE de 17 de septiembre de 1990, artculo 13 (DOCE n L 297 de 29 de octubre de 1990, p.1).

29

Cuando la evaluacin del fabricante demuestre que se trata principalmente de peligros relacionados con un fallo elctrico, el material se considerar exclusivamente conforme a la Directiva sobre baja tensin, que toma en consideracin todos los aspectos de seguridad, incluida la seguridad mecnica. Existe ya una serie de normas relativas a los productos electrotcnicos que pueden facilitar la toma de decisin en lo que se refiere a la aplicacin prctica del apartado 5 del artculo 1. A excepcin de las mquinas citadas en el apartado 5 del artculo 1, todas las mquinas de propulsin elctrica accionadas por una tensin de entre 50 y 1.000 voltios para la corriente alterna, o entre 75 y 1.500 voltios para la corriente continua, se incluyen en el campo de aplicacin de la Directiva sobre mquinas y en el de la Directiva sobre baja tensin, que se aplica de manera complementaria para los peligros elctricos. 107.Los elementos que se exponen a continuacin son vlidos para las mquinas alimentadas por electricidad dentro de los lmites de tensin definidos por la Directiva sobre baja tensin: a) Los requisitos de la Directiva sobre baja tensin en lo que se refiere a los riesgos relacionados con la energa elctrica deben cumplirse y la observancia de las normas armonizadas correspondientes publicadas en el marco de la Directiva sobre baja tensin supone la conformidad con los requisitos fundamentales. Los procedimientos de evaluacin de la conformidad especificados en el artculo 8 de la Directiva sobre mquinas son aplicables a todos los riesgos de todas las mquinas, incluidadas las que se incluyen en el campo de aplicacin del Anexo IV de dicha Directiva. Cuando el material elctrico se comercialice por separado para montarse en una mquina conforme con la Directiva sobre mquinas, la evaluacin de la conformidad sobre la base de dicha Directiva se podr limitar a los aspectos relacionados con el ensamblaje y la evaluacin de la seguridad global de la mquina.

b)

108.Artculo 2.1 1. Los Estados miembros adoptarn todas las medidas pertinentes para que las mquinas o los componentes de seguridad a los que se aplica la presente Directiva slo se puedan poner en el mercado y poner en servicio si no comprometen la seguridad ni la salud de las personas ni, en su caso, de los animales domsticos o de los bienes, cuando estn instaladas y mantenidas convenientemente y se utilicen con arreglo a su destino. 109.El apartado 1 recuerda uno de los deberes fundamentales de los Estados miembros y, por consiguiente, el de aplicar correctamente la Directiva y vigilar su cumplimiento, no solamente porque es una Directiva comunitaria, sino tambin porque es su deber24. El artculo 2 establece la obligacin por parte de los Estados miembros de tomar todas las medidas pertinentes en relacin con las mquinas riesgosas sin mencionar la conformidad o la falta de conformidad de las mismas con la Directiva. Una mquina que sea formalmente conforme a la Directiva puede ser prohibida si resulta ser riesgosa. El origen de este riesgo puede proceder de un aspecto tcnico tratado o no en la Directiva. Para prohibir una mquina riesgosa es necesario seguir el procedimiento previsto en las clusulas de salvaguardia mencionadas en el artculo 7 cuando la prohibicin est relacionada con un requisito esencial de seguridad. Los Estados miembros tienen plena libertad para prohibir una mquina por otros motivos (por ejemplo, la lealtad de las transacciones o la proteccin del medio ambiente) dentro de los lmites establecidos por los artculos 30 y 36 del Tratado. 110.Es importante subrayar que la prohibicin de comercializacin de una serie de mquinas solamente es posible si el riesgo es consecuencia de un mal diseo. Ello supone que el material haya resultado ser riesgoso en una configuracin de instalacin, mantenimiento y utilizacin previsible por el fabricante. As

24

Vase el primer considerando y el comentario correspondiente.

30

pues, no